jueves, 26 de febrero de 2015

El nuevo feminismo en la pantalla



Las cosas están cambiando, o eso parece. No podemos decir que el cine y la televisión estén sumergidos en la igualdad de géneros (Hollywood sigue siendo una de las industrias más machistas, tanto a lo largo de la historia como en la actualidad) pero poco a poco se empieza a ver la luz al final del túnel. Tenemos series como Girls, Orange is the new Black o Broad City en las que las mujeres son las absolutas protagonistas, personajes como Leslie Knope que llevan a cuestas una serie y nos muestran como una mujer puede ser una líder fantástica, o representaciones como Liz Lemon, que nos dicen que podemos ser un absoluto y completo desastre y aun así estar orgullosas de ello.

Tenemos a Patricia Arquette reivindicando a voz en grito la igualdad de salarios mientras Meryl Streep se levanta de su asiento para apoyarla (¿Sabías qué Streep, la actriz más reconocida por la academia a lo largo de su historia ha cobrado un máximo de 8 millones de dólares por un papel mientras que por ejemplo Robert Downey Jr ha llegado a cobrar 60 millones por su papel en la franquicia Iron Man?) y cada vez los personajes femeninos cuentan con más diversidad y la capacidad de no estar ligadas a la trama argumental de un hombre para poder desarrollarse y ser relevantes para la historia.  


Durante los últimos 15 (casi 20) años, especialmente en la televisión, la representación del feminismo llegó de la mano del arquetipo del strong female character (literalmente, un personaje femenino “fuerte”), representaciones de mujeres que agrupan todas las cualidades que uno puede imaginar. Son guapas, inteligentes, tienen un nivel de la moralidad superior al de cualquiera, un sentido de la justicia exquisito, y oye, también unas piernas infinitas.

Este arquetipo nos ha regalado grandes personajes como Dana Scully, Xena o más recientemente Kate Beckett. Personajes que han ayudado a dejar de lado amas de casa, esposas y mujeres florero que simplemente hacían bulto por detrás.  Pero aun así, durante estos años en la sociedad de ha implantado la idea de que el feminismo en la televisión es la representación positiva de las mujeres, y no señores, eso no es así.

La figura del anti-héroe masculino se ha vuelto popular. Hombres con las cualidades contrapuestas de un héroe y con gran carisma que aun dejando mucho que desear con sus actos, se ganan la aprobación de muchos.

¿Cuántas personas tienen una foto de Walter White como avatar de Twitter? ¿A quién no le gustaba el Dr. House? ¿Y Tony Soprano? La lista puede continuar casi infinitamente.

El problema llega con la aparición es escena del arquetipo de la anti-heroína. ¿Por qué ellos reciben aplausos y Carrie Mathison, Cersei Lannister y Skyler White insultos por parte de los espectadores?

Sí, toman decisiones morales un tanto dudosas, y a veces son más malas que el veneno, pero ¿no merecen el mismo trato que los personajes masculinos cortados por el mismo patrón?

"The Fall" es una serie de la cadena británica BBC protagonizada por Jamie Dorman y Gillian Anderson y es uno de los productos audiovisuales televisivos más feministas del momento. El personaje de Anderson, Stella Gisbon y el de Dornan, Paul Spector, prácticamente desafían las cualidades masculinas y femeninas que solemos encontrar en el cine y las series. Ella toma con fuerza el papel clásicamente otorgado al género masculino. Y aquí llega lo curioso, sus acciones, muchas veces un tanto comprometidas, son muchas veces juzgadas por los demás personajes mientras que ella siempre pone sobre la mesa la misma pregunta ¿Qué pasaría si esto lo hiciera un hombre?

Lo más interesante es como la serie, que te muestra una violencia física explícita sobre las mujeres, siempre tiene presente los otros tipos de violencias que sufren las mujeres, especialmente la institucional en ámbitos que tradicionalmente han sido ocupados por hombres.  

Otra serie británica con un personaje femenino que rompe los esquemas preestablecidos es "Broadchurch". Nos presentan a Ellie, una mujer corriente y moliente que es policía. Y no necesita nada extraordinario para ser fantástica. Esto es el nuevo feminismo. No queremos mujeres sobrenaturales, buscamos mujeres de verdad.

Redirigiendo la conversación al ámbito cinematográfico, destaca un caso que levanta ampollas. "Perdida" este año nos ha regalado a Amazing Amy. El largometraje, basado en la novela homónima de Gillian Flynn (la escritora también es la autora de la adaptación a guión), genera opiniones de lo más variopintas.

Algunos tachan su historia y al personaje de Amy Dunne como machista, y es realmente grave que haya gente que lo vea así. Cuando Flynn se enfrentó a este tipo de acusaciones explicó que quería ver retratada a otro tipo de mujer del que encontramos normalmente, mujeres con problemas, malvadas, amorales. 

Aunque en sus dos novelas previas a Perdida, la escritora retrata a mujeres muy particulares que pueden adoptar perfectamente el papel de anti-heroína, y aun así, ser las absolutas protagonistas de la historia, es con Amy Dunne con la que explota este factor.

Y sí, Amy es una psicópata, una sociópata, está perturbadísima, es una persona horrible y llanamente malvada. Pero por ello no deja de ser inteligente, segura de sí misma, y tener más carisma que todo el que está leyendo este artículo.

Lo que me parece más grave es que la gente tache estos personajes de machistas. ¿Machistas por qué? ¿No existen las mujeres crueles y con malas intenciones?

Hay mujeres que lloran y otras que no, algunas que son frágiles y otras fuertes, algunas son bondadosas y otras egoístas, son inteligentes o no tanto, son amables o frívolas. Todas tienen defectos y virtudes.  No queremos que el feminismo en la pantalla sea la representación de mujeres perfectas y heroicas, no señor, buscamos que sea la representación de mujeres REALES. 

3 comentarios:

  1. Super de acuerdo contigo. Lo has clavado. Con lo de Gone Girl yo vi lo mismo; gente diciendo que el personaje de Amy era machista por no ser la rectitud moral personificada. Y Amy es una psicópata pero como personaje es la leche.

    Y en series yo pienso que el cambio ha sido mucho más grande que en el cine: Homeland, OITNB, Broad City... Todas llenas de personajes femeninos imperfectos y todas geniales. The Fall la tengo pendiente, pero tengo la impresión de que me va a gustar.

    Yo creo que el problema es que mucha gente se piensa que son las mujeres las que están impulsando el giro de la situación. Que los hombres no estamos nada interesados. Y yo, siendo hombre, no quiero personajes femeninos planos y secundarios. Ni fuertes porque sí, sin ninguna razón. Quiero personajes redondos, quiero personas reales. Quiero la misma variedad y el mismo trato que se le da a los personajes masculinos. Esos antihéroes que tanto adoramos en el apartado masculino están empezando a aflorar en el apartado femenino y es genial.

    Gran entrada! Nos leemos :)

    ResponderEliminar
  2. A mi lo de Perdida es que me toca mucho la moral. Amy es uno de los personajes mejor construidos con los que me he encontrado. A ver, está como un cencerro, pero ¿y por qué no? Tiene tantos matices (en el libro es increíble como la dota Flynn de tantísima carisma) y luego Rosamund Pike no podría ser el casting más perfecto. (obsesionada que me tiene a mi esta mujer).
    Respecto a lo de las series, totalmente de acuerdo, da gusto poder ver series es las que por fin la mujer cobra protagonismo.
    Y sobre lo de hombres y mujeres, totalmente de acuerdo. Me pone mala cada vez que alguien dice algo del estilo: "Si quieres mejores personajes femeninos, que los escriban las mujeres, nadie se lo impide". Pero bueno ¿Estamos en el medievo o qué?.
    Muchísimas gracias por comentar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, el mundo está lleno de gente así. Y se pierden grandes series y películas por culpa de eso. Y Rosamund Pike es ya diosa del universo. Su Amy es brillante y tres pepinos si es mala. Franz Landa era un asesino nazi y mírale. Todo el mundo le quiere.
      A Gone Girl le hice crítica en el blog, te la dejo por si te interesa ;)

      http://elrincondedomive.blogspot.com/2015/03/critica-de-gone-girl-david-fincher-2014.html

      Gracias a ti por responder :D

      Eliminar